El diputado Ricardo Caballero presentó exhorto para prohibir cambios de uso de suelo en Peña Colorada

Dip. Ricardo Caballero 3

El diputado por el Partido Encuentro Social, Ricardo Caballero González, presentó ante Oficialía de Partes del Poder Legislativo un Exhorto a los Ayuntamientos de El Marqués y Querétaro para que, en el ámbito de sus atribuciones, implemente las acciones, medidas o estrategias conducentes para proteger la zona conocida como Peña Colorada, incluyendo el de negar o suspender solicitudes para la autorización de cambio de uso de suelo en dicha zona, hasta que concluyan los trámites y procedimientos que resuelvan sobre su declaración como área natural protegida.

Toda vez que, de seguir autorizando cambios de uso de suelo y la consecuente construcción de viviendas y complejos habitacionales, se estaría decretando el colapso ambiental en el Estado, pues esta zona representa  un acervo importante de recursos naturales y biodiversidad, por lo que el cuidado de esta debe ser esencial para el futuro de la entidad como contención de fenómenos climáticos, y las acciones que implementen dichos municipios para su preservación y el  cuidado de esta zona.

El legislador indicó que “cada tres meses estaré dando continuidad a esta petición para que dichos municipios me informen de los cambios de uso de suelo solicitados y aprobados, este asunto se tiene que tratar con hechos y no con palabras; ya he solicitado esta información al municipio de Querétaro, pero aún no he tenido respuesta. Ahorita es Peña Colorada, pero trabajaré en que fraccionadores no dejen solo problemas a los municipios, no sólo en esta zona”.

Caballero González indicó que Peña Colorada, tiene una extensión de 4 mil 983.97 hectáreas, comprendidas entre los municipios de Querétaro y el Marqués, 80% de la cual pertenece a los 740 ejidatarios agrupados en nueve ejidos: tres de ellos del municipio de El Marqués y seis en el municipio de Querétaro.  De la superficie total de Peña Colorada, 68.69% está en la capital y 31.31% en El Marqués. Alberga una gran cantidad de  biodiversidad, que contempla más de 257 especies  en cuanto a flora y  171 especies referente a fauna.

En los considerandos de esta iniciativa se precisa que la desaparición de este tipo de pulmones y zona de alto nivel de conservación y recursos naturales, limitan y afectan el crecimiento propio de la  urbe, haciendo que se vuelva vulnerable a fenómenos climáticos, sin mencionar que entre los múltiples beneficios que aporta, se encuentra la  captura del bióxido de carbono, limpieza del aire, dotación de oxígeno, infiltración del agua hacia los acuíferos del valle de Querétaro, la retención de las escorrentías de agua y de suelo, evitando azolves y avenidas de lodo en presas y bordos,  además de que evita el deterioro del equipamiento urbano, la degradación del ecosistema, y es un regulador climático local, regional y global, por mencionar unos pocos.

Además, señala que en la administración estatal 2009-2015 se inició el proceso para proteger la zona, en busca de su reconocimiento  como área natural protegida, no obstante, a la fecha no se ha dado conclusión a dicho proceso, en este sentido, y si bien es  cierto son acciones que competen a Gobierno Federal y Estatal,  también resulta necesario contar con el apoyo y respaldo de los municipios de Querétaro y El Marqués, para que en el ámbito de sus atribuciones implemente las acciones y estrategias conducentes para proteger dicha zona, respecto al área que se encuentra dentro de su territorio, incluyendo el denegar solicitudes para autorizaciones de cambios de uso de suelo en dicha zona, hasta que concluyan los trámites y procedimientos que resuelvan sobre su declaración como área natural protegida.

Comments

comments